El padre Jacques Hamel era ejemplo de sencillez y autenticidad

6° aniversario del asesinato del primer sacerdote mártir por la yihad en Europa

“El martirio del padre Jacques Hamel está probado”, declara a Ayuda a la Iglesia Necesitada el postulador de la causa de beatificación, P. Paul Vigouroux. Cuando se cumplen seis años del asesinato del padre Jacques, ACN ha entrevistado a Vigouroux quien afirma: “Hay una muerte violenta, con odio a la fe cristiana y de forma premeditada. La policía francesa lo ha demostrado y está en el expediente”.

El padre Jacques Hamel fue asesinado por dos yihadistas en su parroquia en Saint-Étienne-du-Rouvray en Normandía, Francia, el 26 de julio de 2016. Sucedió mientras celebraba la santa misa.

Seis años después del atentado, el Vaticano estudia su causa de beatificación, mientras la iglesia de San Esteban en Saint-Étienne-du-Rouvray, cerca de Rouen, se ha convertido en un lugar de peregrinación. “Los fieles acuden a la iglesia o a la tumba del padre Hamel, solos o en grupo”, explica a ACN el padre Paul Vigouroux, sacerdote francés de la diócesis de Rouen. Añade que este fervor se debe a que la figura del padre Jacques habla a la gente contemporánea de un hombre que vivió en sencillez, amando su vida cotidiana.

Tumba del Padre Jacques Hamel
Tumba del padre Jacques Hamel, convertida en lugar de peregrinación

Durante el proceso para demostrar la santidad del sacerdote francés, se han hecho públicos algunos milagros y curaciones. “Está el ejemplo de una persona que afirma haber puesto sus manos paralizadas en la tumba del padre Hamel y se ha curado”, cuenta el postulador de la causa. “Tenemos el testimonio de su médico. Sin duda, hay elementos sobrenaturales que nos animan a seguir nuestro trabajo”.

El padre Hamel fue apuñalado varias veces hasta morir. Tras ese atentado, se inició la investigación con documentos y testimonios para esclarecer los hechos. Una vez finalizados los trabajos, el informe fue enviado a Roma que ha publicado un decreto indicando que el expediente es correcto y que se está estudiando. “La Iglesia quiere tomarse su tiempo”, dice el padre Vigouroux.

El papa Francisco, durante una misa del sacerdote francés, el 14 de septiembre de 2016 dijo: “hoy en la Iglesia hay más mártires cristianos que en los primeros tiempos. Hoy, hay cristianos asesinados, torturados, encarcelados, degollados porque no reniegan de Jesucristo. En esta historia, llegamos a nuestro «père Jacques»: él forma parte de esta cadena de mártires”.

Jacques Hamel nació el 30 de noviembre de 1930 en Darnétal, en la periferia industrial de Rouen, Normandía. Llevaba 58 años de sacerdocio cuando fue asesinado. Pasó su vida sirviendo a los demás: celebrando matrimonios, bautizando, acompañando a los enfermos… Estaba abierto al diálogo ecuménico e interreligioso con los musulmanes y también con la comunidad judía, a la que visitaba ocasionalmente.

El postulador de la causa afirma que uno de los mensajes principales del padre Hamel era la sencillez y la autenticidad. “No buscaba estar en el centro de atención, no quería ser famoso”. Sin embargo, el padre Jacques Hamel es el primer sacerdote mártir asesinado por extremistas islámicos en Europa en este siglo XXI.

Los seminaristas y sacerdotes te agradecen rezando por ti y por tu familia.