ACN mandará ayuda a las diócesis necesitadas de Sri Lanka

ACN anuncia una ayuda especial para religiosas y sacerdotes de Sri Lanka que están sufriendo una gravísima crisis económica y social.

«La situación económica del país es gravísima. Hay muchísima gente pobre, sin medicinas ni comida. Las personas esperan haciendo colas de kilómetros y kilómetros para comprar combustible, gas, leche en polvo, azúcar, arroz, medicinas… Un gran número de gente ha muerto en las colas mientras esperaba para poder adquirir productos de primera necesidad. Hay niños que han muerto por falta de seguridad en sus hogares, al estar los padres ausentes por tantísimo tiempo”, así describe Mons. Valence Mendis, obispo de Kandy y administrador apostólico de Chilaw, la terrible situación que están sufriendo.

La Iglesia local no alcanza a cubrir las necesidades mínimas propias, pero además tampoco tiene medios para aliviar el sufrimiento de los que se acercan a pedir ayuda. “Muchísima gente ha perdido su trabajo y los precios han subido de manera astronómica. No nos da para nada. Nuestros sacerdotes y religiosos también se ven gravemente afectados por la crisis. Por lo tanto, estaría agradecido si pudiera recibir algunos estipendios de misa para sacerdotes y asistencia económica a las casas religiosas en este momento tan crítico”, escribe Mons. Mendis. “Necesitamos su oración”, pide a ACN.

Obispo de Sri Lanka
Obispo Valence Mendis de Chilaw, Sri Lanka

Es uno de los numerosos pedidos que la fundación ha recibido del país asiático. Como respuesta inmediata, ACN apoyará un total de 19 proyectos de ayudas a sacerdotes, mediante estipendios de misa, y a religiosas y catequistas con programas de ayuda de emergencia.

El total de las ayudas será de 465.365€. Durante la pandemia, ACN ya apoyó a la Iglesia en Sri Lanka con un programa de emergencia similar para las diócesis.

El Papa Francisco pidió durante la oración del Angelus el pasado domingo 10 de Julio escuchar el dolor del pueblo esrilanqués. El santo padre se unió al dolor del pueblo de Sri Lanka e hizo una llamada a no ignorar el clamor de los pobres y a pedir por la paz en el país.

Sri Lanka está atravesando una severa crisis financiera causada por las corruptas prácticas políticas y económicas, que incrementaron su deuda exterior, una enorme inflación y regulaciones erráticas que han disminuido la cosecha y los cultivos en el país durante los últimos dos años. Además, la pandemia de la corona eliminó los ingresos del turismo.

La crisis financiera ha llevado al caos político y una revuelta popular nacional pidiendo la renuncia del presidente Gotabaya Rajapaska. El viernes 15 de Julio Rajapaska presentó su dimisión desde Singapur, adonde había llegado procedente de Maldivas, tras su huida del país.

Los seminaristas y sacerdotes te agradecen rezando por ti y por tu familia.